28 septiembre, 2007

Capítulo 76 (El Apestado)

El calvario de las noches en vela, ha terminado. Terminó ayer, un día en el que quería dormir pero no pude hacerlo porque a la Macarena se le ocurrió salir, para celebrar, dijo ella. Yo, que nunca puedo decirle que no, no sabía lo que me esperaba.Resulta que viejas amigas suyas, del colegio, le habían llamado unos días antes para invitarle al concierto de los ex Umbrales. Y la salida, para mala suerte mía, era con maridos.Así que me puse mi mejor traje y estuve en el lugar de la mano de Macarena, a las nueve y media en punto tras dejar al Samuel en casa de sus abuelos. Al interior, una de sus amigas, la más acaudalada, nos recibió con su tarjeta de crédito en la mano y nos condujo hacia una de las mesas que estaban frente al escenario. La botella de tequila me hacía guiños.La pesadilla empezó con los primeros acordes, pues odio la música de los 80, salvo, claro está, The Police. Y no solo la música de esa década, sino todo lo que me recuerda a la espeluznante Debbie Gibson, los Bee Gees, o la Lambada, me saca ronchas, no digamos los covers de Pablo Milanés con los que el cantante del grupo tuvo la amabilidad de deleitarnos.

Las amigas de Macarena, unas viejas buenas, unas vejas muy viejas otras, bailaban como descocidas y reían nerviosamente cuando me veían, pues era el único al que no conocían. Guapo tú marido, le habrían dicho algunas de ellas a la Macarena. Ella, que no tienen los rollos mentales que yo tengo, fue la reina de la noche y, a veces, el barullo de las voces que coreaban a Seru Girán parecía desvanecerse, entonces solo quedaba su voz y sus cadenciosos movimientos que me reconciliaban con la vida (¡hacía tiempo que no veía bailar a Macarena!)

Así que, mientras los otros bailaban, y como no estaba de ánimos para oír la insensatez de los maridos, me refugié en el minúsculo vaso de tequila, al que, ante cualquier descuido, lo llenaba casi sin éxito pues se vaciaba como si tuviera un hueco.Pero bueno, al final, me llené de valor y le pedí a Macarena que nos marcháramos. Ante mi sorpresa aceptó así que agradecimos la invitación, nos despedimos y nos fuimos. La cama, mi cama, fue lo mejor de la noche, de las más de 285 noches que estuve fuera de ella, sin poder rozar la piel de Macarena. ¡Viva el trabajo diurno! ¡Abajo los 80!

9 comentarios:

Carlos dijo...

...suponía que por tu edad te gustaba la música de los 80's.

Es verdad, no hay nada peor que ser el único hombre en una reunión de hembritas, por alguna extraña razón, cuando se juntan son terribles...

El Apestado dijo...

Odio la música de lo 80's. Me gusta la de este siglo, me gusta el Dub, el Trip-Hop, el funk. Odio la música disco.

Guambra Cosmero dijo...

>bailaban como descocidas

¿Bailaban como si no estuvieran cocinadas?

El Apestado dijo...

Touché, Guambra. Pero, en forma de justificación diré que yo escribo de corrido mis post, jamás los edito ni corrijo, salen de mi apestosa panza directo al blog.

Atrapasueños dijo...

una cama y buena compañía siempre son lo mejor de la vida

Quiteña-en-gringoland dijo...

pana apestoso, a veces envidio a Macarena, cuando dices que no puedes decirle que no, y de la manera que hablas de ella, espero migringuito hable asi de mi, aunque El si me dice que NO, sobre todo cuando quiero salir a alguna farrita y me encantaria que vaya conmigo :(
Bienvenido al turno diurno!!

|\/|@ ® © € |_Ø dijo...

No me tome el tiempo para leer tu blog... pero con tus datos personales basta...Interesante propuesta y por cierto tengo que de ley salir a votar... porque estoy en mesa, soy secretario y desempleado al igual que tu...prefiero reir en lugar de ponerme a llorar, sobre todo si creen que la asamblea nos salvara, el sarcasmo en simplemente la forma de expresion de lo que escribo, no me tomes muy en serio la verdad. Cuidate

LA Gaby dijo...

eeee!! trabajo diurno!!!! mucha suerte :D que todo salga como esperas. (mejor no... tìpico y te estas esperando lo peor)

Ma. Candela dijo...

jajaja si la verdad es que la primera noche es especial! a mi me enloqueció un poco más el turno rotativo, me perdí en el cosmos, no sabia que dia vivía... pero me alegro por tí ahora los días son días, las noches noches, con todo y sus diversiones!!!